Investigan filtración de video de masacre en penal de SLP

Captura-de-pantalla-2015-06-02-a-las-14.51.18-F-440x309

Los cuerpos en el penal de La Pila, en SLP.

 

La Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de San Luis Potosí aseguró que investigará de dónde salió el video difundido ayer sobre la masacre en el penal de La Pila, el 27 de abril de 2013, porque se trata de “un documento confidencial que está en los archivos del centro de reclusión”.

La titular de la dependencia, Concepción Tovar, señaló que en la filtración de las imágenes estaría involucrado personal de seguridad y custodia.

“Ya se le dio instrucciones a la directora general de que se proceda a la investigación. Si bien son hechos del 2013, por supuesto que vulnera la seguridad del penal, porque se están presentado imágenes del interior, deja vulnerable a la población.

 

 

Sostuvo que por ahora no se puede señalar a una persona en lo particular, por lo que la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE) deberá investigar.

Desde anoche el gobierno estatal difundió un comunicado en el que lamentó la publicación del video, “ya que –apuntó– revive un momento de crisis que padeció la ciudadanía potosina con el objetivo de confundirla en la recta final del proceso electoral 2015”.

En el video difundido ayer en el noticiero de Radio Fórmula se muestras escenas de la riña dentro del reclusorio, registrada el 27 de abril de 2013, donde 13 internos fueron asesinados y más de medio centenar resultaron heridos.

En las imágenes se observa a varios presos cuando irrumpen en uno de los dormitorios, donde habrían atacado a un grupo contrario.

Según las versiones oficiales dadas a conocer después por las autoridades penitenciarias, la riña fue entre dos grupos rivales vinculados a distintos cárteles de la droga.

De acuerdo con la información difundida, son varios los videos obtenidos, en los cuales hay varias tomas desde las distintas cámaras con que cuenta el reclusorio de La Pila.

También se muestran decenas de internos tirados en lo que parece ser la aduana vehicular, la mayoría de ellos con lesiones, algunos más se desangran y otros lucen inmóviles, ya sin vida. Nunca se observa la intervención de los custodios para impedir la masacre.

 

 

Fuente: Proceso

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *