PRI, PAN y PVEM aprueban reforma para impedir manifestaciones

CLARA VIOLACIÓN A NUESTRA CONSTITUCIÓN

mar, 02 dic 2014

México, DF. Por mayoría calificada, el PRI, PAN y PVEM aprobaron una reforma a los artículos 11 y 73 de la Constitución para que el gobierno federal, los gobiernos de los estados y los municipios expidan leyes en materia de movilidad universal que permitiría a la autoridad “impedir la libre manifestación en las calles”.

En mancuerna el PRI y el PAN desempolvaron la minuta que fue aprobada desde el pasado mes de abril en la Comisión de Puntos Constitucionales, y generaron en el Pleno cameral el rechazo y la crítica abierta de los partidos Movimiento Ciudadano, PT y PRD, quienes advirtieron que el texto que elaboró el panista Marcos Aguilar Vega criminalizará la protesta social, en momentos en que mayor cuidado debería tener la autoridad para garantizar la libre expresión y manifestación de los ciudadanos.

Los diputados que respaldaron el contenido de la iniciativa adicionaron el artículo 11 de la Constitución, al sostener que el Estado garantizará el derecho de toda persona a la movilidad universal atendiendo a los principios de igualdad, accesibilidad, disponibilidad y sustentabilidad. Y se remitieron al artículo 73 de la misma Constitución que tiene que ver con la restauración y preservación del equilibrio ecológico para otorgar facultades a los gobiernos federal, estatales y municipales de legislar en materia de movilidad universal.

Tal circunstancia propició la inconformidad en el Pleno cameral que a pesar de vivir un capítulo de inagotables argumentaciones en contra de la reforma, pasó a aprobar la modificación.

aprueban_monitorNacional

https://www.juridicas.unam.mx/publica/librev/rev/dconstla/cont/2006.2/pr/pr9.pdf

La libertad de asociación
y de reunión en México
Introducción
El artículo 9 de la Constitución mexicana de 1917 contempla dos derechos fun-
damentales distintos: el de reunirse y el de asociarse. Su texto es el siguiente:
No se podrá coartar el derecho de asociarse o reunirse pacíficamente con
cualquier objeto lícito; pero solamente los ciudadanos de la República podrán hacerlo
para tomar parte en los asuntos políticos del país. Ninguna reunión armada, tiene
derecho de deliberar.
No se considerará ilegal, y no podrá ser disuelta una asamblea o reunión que
tenga por objeto hacer una petición o presentar una protesta por algún acto o una
autoridad, si no se profieren injurias contra ésta, ni se hiciere uso de violencias o
amenazas para intimidarla u obligarla a resolver en el sentido que se desee.
En los siguientes dos apartados se estudia cada uno de estos derechos por sepa-
rado, ya que se trata de derechos que, a pesar de estar regulados en un mismo pre-
cepto constitucional, tienen diferencias importantes entre ellos, como se verá enseguida.
1. Libertad de reunión
El derecho de reunión implica la libertad de todos los habitantes de la República
para poder congregarse con otros con cualquier finalidad y objeto, siempre que dicha
reunión sea de carácter pacífico y tenga un objeto lícito. Si se trata de reuniones de
carácter político (es decir, que tengan relación directa con la celebración de las cam-
pañas electorales o con la emisión de los sufragios o, en general, con los procesos
electorales), solamente podrán participar los ciudadanos mexicanos.
liexpre

https://www.juridicas.unam.mx/publica/rev/decoin/cont/3/art/art1.htm

La libertad de expresión en la Constitución mexicana *

Miguel CARBONELL

1. Introducción

El artículo 6o. de la Constitución mexicana contiene la libertad fundamental de expresión de las ideas en los siguientes términos:

La manifestación de las ideas no será objeto de ninguna inquisición judicial o administrativa, sino en el caso de que ataque a la moral, los derechos de tercero, provoque algún delito o perturbe el orden público; el derecho a la información será garantizado por el Estado.

Respecto al texto de este artículo, la primera cuestión que llama la atención es que parece dirigirse solamente a las autoridades administrativas y judiciales, pero no a las legislativas. Una regulación muy diferente se encuentra, por ejemplo, en la Primera Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos, que establece que “El Congreso no hará ley alguna… que coarte la libertad de palabra o de imprenta…”.

Ahora bien, en virtud de que la libertad de expresión está incorporada en varios tratados internacionales de derechos humanos que son derecho vigente en México, la obligación de respetarla debe entenderse que se extiende también al Poder Legislativo.

La libertad de expresión es una de las condiciones de existencia y de posibilidad de un régimen democrático; en otras palabras, la libertad de expresión es condición necesaria (aunque no suficiente, desde luego) para que se pueda considerar que en un determinado país hay democracia.

*



60 thoughts on “PRI, PAN y PVEM aprueban reforma para impedir manifestaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *